Imagen

 Justo el día 26 de junio se debe haber presentado Niuver en el  Petit Bain, en  París, cerca de la biblioteca Mitterrand, pero no aparece el dato, las noticias se  pierden y no sé cómo le habrá ido a la cubanita  en la presentación de su segundo  fonograma ¨Trasnochando¨ para Sony Music.

Niuver Navarro nació en Bolondrón,  Matanzas. Con 11 años comenzó a estudiar música, a los 15 pasa a la Escuela Nacional de Arte (ENA)  y ya adulta se le vio junto al grupo Aries.

En una entrevista concedida a Jordi Batallé para  Radio Francia Internacional  la cubana aseguró que la escuela le fue difícil, esperaba cantar y le propusieron Obras de  Leo Brouwer.  ¨Era muy disonante¨, dijo la cantante y compositora quien no entendió en su niñez al maestro cubano.

 A lo dicho se suma otro percance, Niuver no tenía uñas y el sonido de su guitarra no era claro, de modo que pasó al laúd, allí tenía que tocar con el plectro.

Imagen

 Su salida al viejo continente fue para España, se fue allá a  trabajar en el restaurante Bilbao y enamorada pasó a la Ciudad Luz donde comenzó carrera en solitario, allí conoció a  Dalia Negra y Raúl Paz y tuvo la primera experiencia fonográfica.

 En ese tiempo, relató a RFI ¨Raúl Paz me decía,  no cantes tanto y eso fue como un freno, se nos fue un poco la mano¨.

El disco ¨Trasnochando¨ de Niuver Navarro tiene canciones en francés y español. Hasta donde se ha podido escuchar se mueve en la línea del pop  y el jazz sin dejar de asomar su esencia cubana. Una fusión nacida de su mismo movimiento de las Antillas a Europa. Ya por varios sitios de la red ella ha dejado correr un tema que lo demuestra: C’est toi que j’aime . Esperemos que le haya ido bien porque encanto y talento  le sobran a esta cubana de ojos azules que hace música en París.

Anuncios